Dioses y Hombres de Huarochiri [Francisco de Ávila - circa 1598]

Image result for garabombo el invisible

En los tiempos muy antiguos, cuando un hombre moría, dejaban su cadáver, así nomás, tal como había muerto, durante cinco días.  Al término de este plazo se desprendía su ánima "sio!"; diciendo, como si fuera una mosca pequeña.
Entonces la gente hablaba "Ya se va a contemplar a Pariacaca, nuestro hacedor y ordenador".  Pero algunos afirman, ahora, que en aquellos tiempos no existía aún Pariacaca y que el ánima de los muertos volaba hacia arriba, hacia Yaurillancha. Y que, antes de que existiera Pariacaca y Carhuincho, los hombres aparecieron en Yaurillancha y Huichicancha.





Dicen también que, en aquellos tiempos, los muertos regresaban a los cinco días. Y eran esperados con bebidas y comidas que preparaban especialmente para celebrar el retorno. "Ya regresé", decía el muerto a la vuelta. Y se sentía feliz en compañía de sus padres, de sus hermanos. "Ahora soy eterno, ya no moriré jamás" afirmaba.

De la narración quechua Dioses y Hombres de Huarochiri,recogida por Francisco de Ávila (1598?)
Tomado del Capitulo 35 de la novela "Garabombo el Invisible" (Manuel Scorza)


Comments

Popular Posts